Ir al contenido principal

La nutrición de las plantas



En la actualidad estoy sufriendo con algunas de mis plantas terrestres deficiencias importantes de Nitrógeno, las plantas tienen un crecimiento lento pero además movilizan el nitrógeno de las primeras hojas(las más viejas) hacía las nuevas para intentar seguir creciendo, a parte de mostrarse algo cloróticas, este hecho me ha recordado esta pequeña guía que hice en su día, a partir de cierta biografía, para poder detectar ciertas deficiencias en las plantas, sobretodo en las terrestres, aunque hay cosillas como la movilidad de los elementos, que se podrían extrapolar a las acuáticas o hygrofilas.

NUTRICIÓN EN PLANTAS

Las plantas como cualquier otro ser vivo, se nutren, ya que es una de las tres funciones básicas de los seres vivos; pero a diferencia de los animales, las plantas se nutren de materia inorgánica.

Las plantas tienen la capacidad de absorber compuestos inorgánicos y transformarlos en compuestos orgánicos para realizar sus tareas metabólicas necesarias. Estas transformaciones no las podrían realizar si no les prestamos luz, CO2 y agua.

Por lo tanto, privar a las plantas de sus nutrientes necesarios es como si nos privaran a nosotros de alimentarnos diariamente. Nosotros podemos hablar, y evidentemente al pasar hambre nos quejaríamos o nos haríamos notar de algún modo; ellas también, pero como no saben hablar nos mostrarán sus deficiencias alimenticias mediante síntomas que se pasarán a explicar más adelante.

TABLA DE SÍNTOMAS:

La correcta utilización de la tabla, es muy simple, se trata de ir leyendo los síntomas e ir descartándolos a medida que obtenemos el resultado final, es decir, la deficiencia nutritiva concreta.

Para ello se tienen que respetar los niveles de las claves dicotómicas (A/AA, B/BB, C/CC, D/DD y E/EE). Por ejemplo, se lee A y AA y se selecciona la que más se adapta a los síntomas de nuestras plantas. Después leemos el B y el BB que está dentro (debajo) de la clave (A o AA), anteriormente seleccionada, y seleccionamos la que más encaje y así sucesivamente, hasta llegar a la deducción final.

Después de haber obtenido un resultado y para facilitar la lectura, podemos pasar al resumen de síntomas donde se unifican los síntomas de cada una de las deficiencias nutricionales.

Clave para la determinación de los síntomas de carencia en la nutrición vegetal (De MoMurttey, en DiagnostioTechniques for Soils and Crop. American Patash Inet.1950, pag 243)

SÍNTOMAS:

A) Las hojas más viejas de la planta (inferiores) son las más afectadas; efectos localizados o generales.

B) Efectos casi siempre generales; desecamientos más o menos marcado de las hojas inferiores; planta de color verde claro u oscuro.

C) Planta de color verde claro; hojas inferiores amarillas que pasan al secarse a un color pardo claro; si el elemento escasea en las fases avanzadas de crecimiento, los tallos son cortos y finos. Nitrógeno.

CC) Plantas de color verde oscuro; con frecuencia aparecen coloraciones rojas o purpúreas; hojas inferiores amarillas o veces, pasando, al secarse, a un color pardo verdoso o negro; tallos cortos y finos si el elemento escasea en las fases avanzadas de crecimiento. Fósforo.

BB) Efecto casi siempre localizados; moteado o clorosis en las hojas bajas, con o sin zonas de tejido muerto; escaso o nulo desecamiento de estas hojas.

C) Las hojas moteada o cloróticas pueden enrojecer típicamente, como sucede en el algodonero; a veces aparecen zonas muertas; ápice y bordes foliares retorcidos con la concavidad hacia arriba; tallos finos. Magnesio.

CC) Hojas cloróticas o moteadas, con áreas grandes o pequeñas de tejido muerto.

D) Áreas de tejido muerto pequeñas, generalmente en el ápice y entre nervios y más señaladas en el borde de las hojas; tallos finos. Potasio.

DD) Manchas generalizadas de crecimiento rápido, generalmente ocupando los entre nervios y eventualmente invadiendo los nervios secundarios e incluso los principales; hojas gruesas; tallos con acortamiento de los entrenudos. Zinc.

AA) Las hojas más jóvenes, incluso las de las yemás, se hallan afectadas; síntomas localizados.

B) La yema terminal muere y aparecen distorsiones en el ápice o en la base de las hojas jóvenes.

C) Las hojas jóvenes de la yema terminal, típicamente encorvadas al principio mueren finalmente por el ápice y bordes, por lo cual el crecimiento ulterior se caracteriza por su aspecto discontinuo en estos puntos; el tallo muere por la yema terminal. Calcio.

CC) Las hojas jóvenes de la yema terminal se vuelven de color verde claro en la base, desprendiéndose finalmente por esta zona; le crecimiento ulterior origina hojas retorcida; por último, el tallo muere junto a la yema terminal. Boro.

BB) La yema terminal permanece viva por lo general; clorosis o blanqueamiento de las hojas más jóvenes o gemulares, con o sin zonas de tejido muerto; nervios de color verde claro u oscuro.

C) Las hojas jóvenes blanqueadas de modo permanente (blanqueo apical) sin manchas ni clorosis marcada; el brote seminal, así como las ramás y el tallo ( en la zona inmediatamente situada bajo el ápice) son con frecuencia incapaces de permanecer erguidos en las fases avanzadas en las que se agudiza la carencia del elemento. Cobre.

CC) Las hojas jóvenes no blanquean; clorosis con o sin manchas de tejido muerto esparcidas por las hojas.

D) Zonas de tejido muerto esparcidas por la hoja; los nervios más finos tienden a permanecer verdes, dando lugar a un aspecto de cuadricula o retículo. Manganeso.

DD) Sin zonas muertas en general; la clorosis puede atacar o no a los nervios, dándoles un color respectivamente claro u oscuro.

E) Hojas jóvenes con los nervios y el tejido interneural de color verde claro (clorosis total). Azufre.

EE) Hojas jóvenes cloróticas; nervios principales, típicamente verdes; tallos cortos y delgados. Hierro.

SÍNTOMAS SEGÚN LA CARENCIA DEL NUTRIENTE:


Azufre (S)
El azufre es un nutriente fuertemente inmóvil por lo que su deficiencia se localiza en brotes y partes jóvenes. Las hojas jóvenes presentan clorosis general, es decir, tanto del tejido interneural como de los nervios, siendo más amarillas cuanto más jóvenes. Las hojas crecen menos que las testigo. Nunca aparecen necrosis en las hojas jóvenes.

Boro (B)
El Boro es muy poco móvil por lo que presentará síntomas en hojas jóvenes. Las hojas de la yema terminal se vuelven de color verde claro en su base, desprendiéndose finalmente por esta zona. Las hojas crecen retorcidas, abarquilladas y frágiles. Finalmente se necrosan los puntos vegetativos muriendo la yema terminal y la parte apical del tallo. Por otra parte, los órganos carnosos se pudren internamente lo que recibe el nombre de necrosis interna.

Calcio (Ca)
El Calcio es un elemento inmóvil y se manifiesta en hoja joven, brote y en la zona de crecimiento de la raíz. Las hojas jóvenes de los brotes principalmente del terminal se malforman, se rizan, se doblan, por el ápice (hojas ganchudas) y al final muere la yema terminal. Si se desarrollan las axilares acaban también muriendo. En las hojas jóvenes ya desarrolladas aparece clorosis marginal amplia. Las raíces se gelifican y mueren.

Cobre (Cu)
El Cobre es inmóvil por lo que su insuficiencia aparece en las hojas jóvenes y en brotes. Éstas aparecen blanqueadas de modo permanente (blanqueo apical) pasando a un color grisáceo y pareciendo como secas y blandas, las hojas situadas inmediatamente bajo el ápice frecuentemente no pueden permanecer erguidas.

Fósforo (P)
El fósforo es también móvil en la planta por lo que la deficiencia se manifestara en las hojas más viejas. Las hojas toman un color verde oscuro y sin brillo. Se desarrollan coloraciones púrpuras o lilas en tallos, pecíolos, y nervios. Pueden aparecer necrosis marginales en hojas, pecíolos y frutos. En cuanto al crecimiento en general la deficiencia en P es muy parecida a la del N: Crecimiento restringido de raíces y parte aérea, tallos cortos y delgados en general raquitismo completo de la planta.

Hierro (Fe)
El hierro es inmóvil por lo que su deficiencia aparece en hojas jóvenes y en brotes. Aparecen clorosis interneurales severas en las hojas jóvenes y en los brotes, los nervios permanecen verdes sobre el fondo lindar amarillo. En condiciones extremas aparecen necrosis y quemaduras en los márgenes y ápice foliar, pudiendo presentar las hojas que se están desarrollando malformaciones.

Magnesio (Mg)
El Magnesio es móvil y se manifiesta en hoja vieja y adulta. Se produce clorosis interneural típica de hoja vieja que en raras ocasiones manifiesta necrosis. El ápice y los márgenes de la hoja pueden encorvarse hacia arriba. En algunos casos pueden aparecer coloraciones antocianicas.

Manganeso (Mn)
El Manganeso es inmóvil apareciendo por tanto en hojas jóvenes. Aparecen manchas cloróticas esparcidas a modo de puntos por la hoja que progresan a necrosis interneurales.

Molibdeno (Mo)
La deficiencia de Molibdeno es a través del nitrógeno. Generalmente aparece en las hojas inferiores y por lo tanto más viejas con un moteado interneural seguido por necrosis marginal y encorvamiento de las hojas, los bordes de la hoja pueden secarse por entero, quedando estrechas y alargadas.

Nitrogeno (N)
Al ser el Nitrógeno un elemento móvil las deficiencias aparecen en las hojas inferiores (las más viejas). Las hojas inferiores amarillas (cloróticas) pasan al secarse a un color pardo verdoso o negro. Si el elemento escasea en las fases avanzadas de crecimiento los tallos son cortos y finos. La clorosis de las hojas en determinados casos puede progresar a coloraciones naranjas o rojizas. Se produce defoliación prematura y el crecimiento tanto de brotes como de raíces se restringe.. Se reduce la ramificación, la floración y en definitiva el crecimiento de todos los órganos de la planta.

Potasio (K)
El Potasio es un elemento móvil y por tanto se manifiesta su deficiencia en hojas viejas. Las hojas viejas manifiestan jaspeados cloróticos interneurales con desarrollo de quemaduras (necrosis) en los ápices de la hoja y los márgenes de la misma. Estas áreas de tejido muerto progresan del ápice a la base y de los márgenes a la zona interneural. El ápice de la hoja tiende a encorvarse hacia abajo. El sistema radicular se empobrece y los entrenudos son algo más cortos siendo los tallos débiles.

Zinc (Zn)
El Zinc es bastante móvil apareciendo su deficiencia en hoja adulta. Aparece clorosis interneural o manchas de crecimiento rápido que ocupan los entrenervios, invadiendo a veces los nervios. Se produce acortamiento de entrenudos y engrosamiento de la hoja. En estados finales las hojas pueden necrosarse en los bordes y el ápice.

GLOSARIO:

Clorosis: Son las decoloraciones de las hojas por falta de clorofila.

Tejido interneural: Tejido vegetal que está entre los nervios de la hoja.

Hojas testigo: Son las primeras hojas del tallo que van siempre en la punta superior de la planta.

Necrosis: Tejido muerto, suele ser una etapa avanzada de clorosis.

Yema terminal: Es la yema que hay al final del tallo.

Apical: Todo lo que tiene que ver con el ápice (extremo del tallo que se orienta al estímulo de la luz).

Yema axilar: Es la yema que hay en el punto de intersección entre una hoja y el tallo.

Antociánicas: Perteneciente a las antocianinas (pigmentos vegetales de color azul y violáceo).

Sistema radicular: Es el conjunto de raíces.

Comentarios

  1. Estupenda entrada.

    Después de tantos años, aún me pregunto si esto es aplicable a las plantas sumergidas...

    ResponderEliminar
  2. Yo después de otros tantos, he llegado a la conclusión de que algunos síntomas se ven modificados por la diferencia del medio, porque aunque si bien actuan igual fisiológicamente a nivel celular, esa alteración bajo el agua se observa diferente que en el aire.
    Sobre todo en alteraciones que tienden a derivar en necrosis, donde en el aire se pueden apreciar tejidos secos y muertos y en el agua solo la falta de estos por la rápida descomposición.

    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  3. Me ha encantado este post. Muy completo y aportando cosas complementarias a lo que hay por internet, sin repetirse.

    Un saludo.
    Marc.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

La dinámica del acuario

El acuario permanece equilibrado

Dos Lamprologus ocellatus
Dos Altolamprologus compressiceps
Dos Neolamprologus similis
Dos Caridinas japonicas
Y dos Pomacea bridgresii

Esta es la población de mi acuario y hasta el momento todo había sido equilibrio en lo que a las especies se refiere, el respeto mutuo predominaba por encima de todo, la precaución y constante represión que sometía a mis ansias por meter más peces, había conseguido un clima muy agradable, pero con 6 cíclidos esto no podía durar mucho tiempo, y eso que 6 pequeños cíclidos para un acuario de 220 litros, tampoco era una población descabellada.

Era a mi parecer un buen margen de seguridad, pero ese margen se acorta cuando alguna de esas parejas decide ponerse a criar.

No es algo nuevo que los cíclidos multipliquen por diez su carácter territorial agresivo cuando de defender una puesta se trata, aunque siempre es espectacular ver como defienden a la sangre de su sangre, de los demás.

Durante los últimos días mi pareja de L.…

Nanos, Pico, Micro o simplemente pequeños acuarios

Minimalismo y High Tech


La moda del High Tech triumfa y se mantiene a lo largo de los años en un hobby marcado por la estética y porque no, por la tecnología.

Pero el exceso de medios que requiere mantener un acuario High Tech de gran volumen, excluye a muchos bolsillos de esa posibilidad y con ello la posibilidad de tener un plantado con especies vegetales de altos requerimientos.

 Es por ello, que de un tiempo a esta parte se han vuelto a poner de moda las urnas pequeñas, y aunque tener un acuario grande, para prestar mejores condiciones a nuestros peces es una tendencia que se mantiene, muchos aficionados además, obtan por urnas de pequeño tamaño para mantener pequeños crustáceos, caracoles o peces minúsculos, pero sobre todo para crear pequeñas joyas cargadas de tecnología en altas dosis, con paisajes alucinantes y a un precio, que en comparación con los grandes acuarios High Tech, ahora sí llega a la mayoría de bolsillos.



En este mundillo minimalista todo debe ir acorde, plantar…

Thorichthys maculipinnis.

El controvertido Thorichthys maculipinnis. Etimología y taxonomía.

La palabra Thorichthys fue definida por Meek y significa etimológicamente “pez que salta”, esta palabra proviene en su plenitud del griego. Se conoce, que el nombre al género, fue atribuido por Seth Eugene Meek, porque en una de sus expediciones, encontró una charca con numerosos ejemplares de Thorichthys helleri meeki que saltaban hacía fuera. Actualmente sabemos que aquello fue un hecho aislado, bien fuera por el hambre de los animales o por la falta de espacio en la charca, el hecho es que no es un comportamiento característico de esta especie.

El género fue conformado como decíamos por Seth Eugene Meek en 1904, que oficialmente en su origen reconoció a dos especies para este género, Thorichthys helleri meek, y Thorichthys ellioti (en honor al profesor D. G. Elliot dedicado al departamento de Zoología del Field Columbian Museum) y del que hablaremos más concretamente en este artículo, ya que se trata del actual Thoric…